La nueva ola ya está aquí y no es peor que la primera

Los números del coronavirus no son halagüeños, pero no estamos en la misma situación que en marzo.

Cada mañana, mientras troto por el camino que conduce a la ermita del pueblo, me cruzo con lugareños que me miran con suspicacia: ya está aquí el de Madrid. Todos se apartan cautelosamente, muchos se cambian de acera y alguno incluso me niega los buenos días. No me extraña. La radio que llevo puesta va desgranando el parte de bajas por coronavirus y las cifras son escalofriantes. El jueves, el Ministerio de Sanidad reportó 922 nuevos contagios en un día, más o menos los mismos que el 9 de marzo. ¿Volvemos a las andadas? ¿Es que no hemos aprendido nada?

“Aunque la evolución de la epidemia está tomando una senda preocupante”, escribe Pablo Linde en El País, “la situación es radicalmente diferente”. Fijarse solo en los positivos es engañoso porque son el producto de dos factores: la proporción de enfermos y la cantidad de pruebas. Si el 100% de la población tiene el virus y haces 900 PCR, te salen 900 positivos, pero también si lo tiene el 20% y haces 45.000, y eso es lo que ha ocurrido. En marzo realizábamos pocos tests a una población mucho más contaminada. ¿Cuánto más contaminada? En este hilo de Twitter Velardedaoiz2 lleva a cabo un cálculo bastante plausible de la incidencia del covid en vísperas del estado de alarma y su conclusión es que en la primera semana de marzo lo estaban contrayendo 200.000 personas cada 24 horas. Es decir, los 900 contagiados del día 9 representaban el 0,5%, todos sintomáticos y muchos con graves complicaciones.

Hoy se hacen muchas más pruebas y se rastrea a los contactos de los positivos, y el resultado es que afloran tantos como en marzo en términos absolutos, aunque haya muchos menos infectados. ¿Cuántos menos? No hay modo de saberlo. Velardedaoiz2 cree que el dato rondaría los 10.000 diarios, la vigésima parte que hace tres meses. Una vez más, es una estimación verosímil, porque con menos bicho circulando contagiarse debería ser más difícil y eso es lo que observamos. Basta comparar la evolución de los casos comunicados, de un lado, entre el 1 y el 24 de marzo y, de otro, entre el 1 y el 24 de julio, como hace Linde en El País. Si a lo largo del primer periodo se multiplicaron por 80 (saltaron de 80 a 6.500), en el segundo lo han hecho por siete (de 134 a 922).

Esta contención deriva en parte de la lógica interna de la plaga. Habrán leído que la inmunidad de rebaño no se alcanza hasta que un 60% o 70% de las personas quedan expuestas al patógeno, pero este escudo no se adquiere de un día para otro. Es un proceso gradual y, como se expone en este artículo, “incluso leves diferencias en la proporción de la población vulnerable tienen un pronunciado impacto tanto en el pico como en la velocidad de la ola”. El virus encuentra menos huéspedes disponibles y, por ejemplo, con una prevalencia del 15% (que es la de Madrid o las dos Castillas, según el estudio de la Carlos III), las infecciones se reducen casi a la mitad.

Pero el elemento que más ha contribuido a atenuar la progresión y la gravedad del covid es que, pese a todo, hemos aprendido. Nuestros sanitarios disponen de equipos de protección y han dejado de ser un vector de transmisión. También se han afinado los tratamientos y menos pacientes entran en fase aguda. Finalmente, la mayoría llevamos mascarilla, nos lavamos las manos y guardamos la distancia de seguridad (incluso un poco más, como en el camino que conduce a la ermita).

“Por lo tanto”, dictamina enfáticamente Velardedaoiz2, “ni de coña estamos como la segunda semana de marzo”. No descarta “pasos atrás” en apertura de negocios o “confinamientos locales o regionales más cortos y ligeros, si somos muy torpes y no conseguimos controlar los brotes”. Pero “advertir de que la segunda ola será peor que la primera es, en mi opinión, no entender en absoluto la situación”.

Y ahora disfrute del verano con responsabilidad. Feliz agosto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s